miércoles, 26 de octubre de 2011

CASTELAR, PROVINCIA DE BUENOS AIRES - ARGENTINA


                                  

Un pasado lleno de historia, leyendas y misterios: la casa del gobernador Urquiza, la mansión de los Ayerza (además de la casa de los verdes y amplios jardines heredada por el jardinero de la familia), la mansión alemana de piedra, el barrio construido sobre un manicomio, el viejo mirador, el convento montado sobre el gran rosedal y los túneles subterráneos ocultos entre éste y la iglesia vecina, son algunos de los tantos lugares y monumentos que sobrevivieron durante muchos años en la Ciudad de Castelar. El barrio Loma Verde fue construido sobre los legendarios morones y arroyos que rodeaban las tierras de la familia Ayerza, la cuál le dio nombre a otro de los actuales barrios: Parque Ayerza. Al sur de la Ciudad se ubican las tierras que fueron donadas con la única condición de ser utilizadas para el funcionamiento de una enorme base aérea, la cual abarca parte de dos ciudades del partido de Morón y una fracción del partido vecino de Ituzaingó. La base aérea se encuentra actualmente en desuso militar pero sobre ésta se ha montado un museo histórico aeronáutico, el cuál brinda exposiciones de aviación año tras año y además, recientemente, se ha creado dentro de ella una reserva natural de diesiséis hectáreas. Las angostas y tranquilas calles de tierra que corren por el Norte de la ciudad, yendo hacia el Oeste, son unos de los caminos imperdibles de ser recorridos. Cada rincón esconde sus secretos y las historias siguen vivas en los corazones de sus longevos ciudadanos, grandes conocedores y transmisores de los sucesos históricos ocurridos en estos bellos escenarios.  
La gran Ciudad se expande sobre tierras, espacios coloridos, calles y monumentos llenos de misterios que cualquier visitante puede intentar hallar, conociendo y reviviendo a través de su experiencia personal todas aquellas historias y toda la magia que esconde cada rincón de Castelar.   

           

Por Román Montero

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada